Desde La Mesa Mota

Ya lo afirmaban los romanos cuando se referían al equilibrio necesario y recomendable entre la salud mental y la salud física

13.092022 | Redacción | Opinión

Por: Paco Pérez

pacopego@hotmail.com

Ya lo afirmaban los romanos cuando se referían al equilibrio necesario y recomendable entre la salud mental y la salud física. "Mens sana in corpore sano" es un conocido enunciado que ha llegado intacto hasta nuestros días y que tiene una vigencia muy oportuna y actual, aunque algunas personas piensen lo contrario.

Está más que demostrado que nuestro cerebro, el disco duro de nuestro ordenador vital tiene mucho que ver con los momentos de felicidad y con los más amargos, si bien estos estados de ánimo dependen directamente de las circunstancias de cada situación.

Pero está claro también que cada ser humano reacciona de una manera singular ante cualquier sucesos o situación concreta, y en eso tiene mucho que ver nuestro cerebro.

Dos pacientes con un determinado mal, de igual pronóstico médico, evolucionan de manera diferente en función de su estado de ánimo y de su forma de enfrentarse a un contratiempo en su salud. Con un diagnóstico exactamente igual, una person puede morirse en un breve plazo de tiempo y otra, por el contrario, puede seguir viviendo años, sin una explicación "aparente".

Viene todo esto a cuento porque no me ha sorprendido lo más mínimo que estos días un médico e investigador catalán ha venido a demostrar que una persona que sufre estrés intenso y prolongado de, al menos, un par de años, tiene muchísimas más posibilidades de tener un cáncer, porque esa presión mental hace que nuestro cerebro libere determinados sustancias que tienen que ver con la aparición de procesos oncológicos en nuestro organismo.
Por nuestra salud y nuestro bienestar, tenemos la obligación de enfrentarnos a la vida sin tanta ansiedad y sin una ambición desmedida por conseguir objetivos materiales que, por lo que se ve, repercute negativamente en nosotros. Debemos vivir de forma más serena, sin tantos agobios y sin tantas prisas, que no conducen a nada bueno. Qué fácil es aconsejar, ¿verdad?
 

Imagen: Paco Pérez | Facebook

Paco Pérez

Paco Pérez

Periodista

Sígueme:

Tagoror Digital no se hace responsable de las opiniones de sus colaboradores.